Senado de EU confirma a Mike Pompeo como nuevo secretario de Estado
INTERNACIONAL

Senado de EU confirma a Mike Pompeo como nuevo secretario de Estado

 

El exdirector de la CIA, Mike Pompeo, fue confirmado el jueves tras una votación 57-42


WASHINGTON.


El Senado de Estados Unidos confirmó el jueves al saliente director de la CIA Mike Pompeo como segundo secretario de Estado del presidente Donald Trump, tras una estrecha votación de 57 legisladores a favor, 42 en contra y una abstención..


Se trató de uno de los márgenes más bajos para ese cargo en la historia reciente del país. Todos los nominados desde el gobierno de Jimmy Carter por lo menos habían recibido 85 o más votos a favor, con la excepción del primer secretario de Estado de Trump, Rex Tillerson, quien recibió 56 votos a favor.


Los contrarios a su nominación señalan su línea dura, sus posiciones ultraconservadoras en temas como el matrimonio entre homosexuales y, en general, una visión de la política exterior demasiado similar a la de Trump: más agresiva que diplomática.


Sin embargo, se esperaba que el pleno del Senado lo confirmara en el cargo porque tres legisladores demócratas habían anunciado que votarían a su favor.


Son los senadores Heidi Heitkamp, de Dakota del Norte; Joe Manchin, de Virginia Occidental, y Joe Donnelly, de Indiana.


Los dos primeros compiten por la reelección en las legislativas de noviembre en estados donde Trump venció por amplio margen en las elecciones de 2016.


Los republicanos tienen una ajustada mayoría en el Senado (51-49), pero esos apoyos demócratas garantizaban la confirmación de Pompeo.


La oposición fue muy crítica con Pompeo durante el debate de su confirmación, sobre todo por su temor a que, lejos de contener los impulsos de Trump, aliente sus instintos más beligerantes y peligrosos.


También recordaron una polémica que le persiguió ya cuando fue nominado como jefe de la CIA: acusó a los líderes de las comunidades musulmanas de Estados Unidos de ser "cómplices potenciales" de terrorismo por su supuesto "silencio" ante los atentados en el país.


Sin embargo, para ese cargo logró una confirmación holgada en el Senado (66-31), por lo que algunos legisladores republicanos apuntan a que las dificultades que ha tenido para convertirse en jefe de la diplomacia no tienen tanto que ver con su cualificación para el cargo como con el rechazo de los demócratas a dar cualquier apoyo a Trump, un presidente muy impopular, en año de legislativas.


Pompeo es un excongresista republicano por Kansas.


Pompeo ha estado involucrado profundamente en el trabajo reciente del gobierno estadounidense en Corea del Norte y recientemente viajó a Pyongyang, él era el elegido del presidente estadunidense Donald Trump para ocupar el puesto.


Ahora él tiene por delante el reto de devolver al Departamento de Estado la relevancia perdida en el primer año de Trump y cubrir los numerosos e importantes puestos diplomáticos vacantes, entre ellos el de embajador en Corea del Sur.


Washington también está trabajando con aliados europeos como el presidente de Francia, Emmanuel Macron, y la canciller de Alemania, Angela Merkel, para decidir si endurecen el acuerdo nuclear que firmaron las potencias internacionales con Irán.


Trump, que despidió repentinamente a Tillerson el mes pasado, se alegró por la confirmación de Pompeo y dijo en un comunicado que:


Tener a un patriota con el inmenso talento, energía e intelecto de Mike al frente del Departamento de Estado será un activo increíble para nuestro país en este momento crítico de la historia".


Su gestión tendrá una primera prueba de fuego precisamente en las negociaciones con Corea del Norte.


El nuevo secre­tario se estrenará en el cargo con un viaje a Bruselas, Arabia Saudita, Israel y Jordania.


Desde que asumió Trump y hasta ayer, Pompeo fue direc­tor de la CIA y con frecuencia le daba al Presidente su infor­me diario de inteligencia.


El mandatario, sin expe­riencia en política exterior, se irritó con muchos de sus ase­sores de Seguridad Nacional, pero con Pompeo logró for­mar un buen vínculo.


ABANDONA NOMINACIÓN


El médico de la Casa Blanca, Ronny Jackson, retiró ayer su nominación para encabezar el Departamento de Asuntos de Veteranos (VA), tras denun­cias de que distribuyó drogas indebidamente y de que esta­ba borracho en el trabajo.


Estoy lamentablemen­te retirando mi nominación para ser secretario del De­partamento de Asuntos de Veteranos”, dijo Jackson en un comunicado.


El médico reiteró que las acusaciones en su contra son falsas, pero dijo que se reti­raba de todos modos debido a la distracción que estaban causando.



klt


http://www.excelsior.com.mx/global/senado-de-eu-confirma-a-mike-pompeo-como-nuevo-secretario-de-estado/1235070


Excélsior